Una de las primeras inquietudes o miedos que surgen al evaluar la adquisición de un sistema fotovoltaico suele ser ¿me cobrará un impuesto el gobierno por utilizar paneles solares?

Si esa es tu duda en estos momentos, ¡tengo buenas noticias para ti!

La respuesta es no, no hay en la constitución algún artículo o ley que declare que las personas físicas o morales que cuenten con un sistema de paneles solares deban pagar contribución alguna al gobierno.

Por el contrario, el uso de energías renovables está siendo impulsado por medio de incentivos por parte del estado, a continuación, te menciono cuáles son:

Los paneles solares son 100% deducibles de impuestos.

El artículo 34° de la ley del impuesto sobre la renta (ISR), establece que puedes deducir el 100% de la inversión que realices para generar “energía solar en todas sus formas”, teniendo así, al final del año fiscal, el 30% del valor del equipo a tu favor.


Además, podrás deducir también los elementos adicionales que compres si deseas hacer crecer tu sistema. Sin embargo, para lograr obtener este beneficio es indispensable que presentes dicho gasto en tu declaración anual y por los siguientes 5 años, deberás incluir una declaración adicional de que el sistema solar se encuentra en operación ya que la ley establece que de no utilizar el equipo, se deberá pagar de manera retroactiva.

 

Descuento en el pago predial.

Además de reducir significativamente el pago en tu recibo de luz, el tener un equipo solar te otorga el beneficio de un 15% de descuento en tu impuesto predial (esto solo es válido en algunas ciudades, Mérida, por ejemplo.)

Cuando de ayudar a proteger el medio ambiente se trata, es importante que sepas que cuentas con el apoyo de la ley, además, no solo ayudarás al planeta con esta sabia decisión, también tus finanzas se verán grandemente favorecidas.

Compartir
Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *